Alerta: Carretera Yurimaguas-Balsapuerto- Moyobamba tendría efectos devastadores

Así lo afirma, Jaime Tapullima Pashanase, Presidente de CODEPISAM, quién declaró que los efectos de construir una carretera en dicha zona, serían “devastadores para los bosques y para las diferentes comunidades nativas” que viven ahí. Añadió que los pueblos indígenas no se oponen al desarrollo, pero que “no permitirán la destrucción de la flora y fauna de los territorios que ellos protegen”.

Los presidentes del Consejo de Desarrollo de los Pueblos Indígenas de la región San Martín (CODEPISAM) y la Coordinadora Regional de los Pueblos Indígenas de San Lorenzo (CORPI-SL) se pronunciaron en contra de las declaraciones del Presidente de la República, Pedro Pablo kuczynski y el alcalde de Moyobamba, Ing. Oswaldo Jiménez Salas, en las que anunciaron el proyecto de carretera Yurimaguas – Balsapuerto – Moyobamba.

Por su parte, Marcial Mudarra Taki, Presidente de CORPI-SL, enfatizó que el Estado “no puede realizar ninguna actividad en sus territorios sin Consulta Previa”. Advirtió que las poblaciones indígenas no desean conflictos, pero que tampoco se puede permitir que se “hagan actividades de penetración en sus tierras sin cumplir con la ley”. Además hizo un llamado a que el Gobierno explique qué beneficios traerá esa carretera y qué medidas de seguridad tomarán para respetar y proteger a los pueblos que viven en la zona del proyecto.

En el mismo tenor, Juan Carlos Ruiz Molleda, abogado del Instituto de Defensa Legal (IDL), dijo que las comunidades se encuentran preocupadas porque la carretera “afectaría directamente la existencia física, identidad cultural, calidad de vida; y seguridad jurídica de los territorios indígenas”; además se unió al llamado para que el Estado realice un proceso de Consulta Previa, “en el marco del Artículo 6 del Convenio 169 de la OIT, y la Ley de Consulta aprobada a través de la Ley N° 29785”.

Finalmente, Jammer Manihuari Curitima, Vicepresidente de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (AIDESEP), añadió que “todo proyecto desde hace años está realizándose sin participación de las comunidades; por ejemplo en la carretera Balsapuerto – Yurimaguas muchas chacras fueron afectadas y nadie se hizo responsable por ellas”. “Por eso mismo, es necesario que como AIDESEP estemos desde el inicio en cualquier proceso que se desarrolle en territorios indígenas”.

Dato:

  • Como ejemplo de cómo se pueden administrar mejor los bosques es la Concesión para Conservación Bosque de Angaiza quedó en las manos de la Federación de Pueblos Indígenas Kechwas de la Región San Martín (FEPIKRESAM) que tienen la responsabilidad de cuidar.

 

Síguenos en las redes:

No se admiten más comentarios